El día en que David vencio a Goliat.

David Vs Goliath

La victoria de David sobre Goliat es uno de los relatos más recordados de la Biblia y de forma constante se menciona en el deporte o en cualquier otro tipo de competencia. Hay muchas enseñanzas de parte de Dios en este relato, es por ello que estudiaremos este hecho para conocer como es que David pudo derrotar al temido gigante.

1 Samuel 17:4-11 Nueva Traducción Viviente (NTV)

4 Luego Goliat, un campeón filisteo de Gat, salió de entre las filas de los filisteos para enfrentarse a las fuerzas de Israel. ¡Medía casi tres metros de altura! 5 Llevaba un casco de bronce y su cota de malla, hecha de bronce, pesaba cincuenta y siete kilos. 6 También tenía puestos protectores de bronce en las piernas y llevaba una jabalina de bronce sobre el hombro. 7 El asta de su lanza era tan pesada y gruesa como un rodillo de telar, con una punta de hierro que pesaba casi siete kilos. Su escudero iba delante de él.
8 Entonces Goliat se detuvo y gritó mofándose de los israelitas: «¿Por qué salen todos ustedes a pelear? Yo soy el campeón filisteo, pero ustedes no son más que siervos de Saúl. ¡Elijan a un hombre para que venga aquí a pelear conmigo! 9 Si me mata, entonces seremos sus esclavos; pero si yo lo mato a él, ¡ustedes serán nuestros esclavos! 10 ¡Hoy desafío a los ejércitos de Israel! ¡Envíenme a un hombre que me enfrente!».
11 Cuando Saúl y los israelitas lo escucharon, quedaron aterrados y profundamente perturbados.

El versículo 11 dice que cuando lo escucharon, quedaron aterrados y profundamente perturbados. Esto es algo clave a destacar ya que la causa por la cual ellos temían a Goliat es porque escucharon sus amenazas, muchas veces vivimos una situación similar en nuestra vida, cuando empezamos a escuchar a nuestros problemas.

¿Cómo le voy a hacer para pagar la mensualidad de mi casa?, ¿Cómo voy a hacer para salir de esta enfermedad sin dinero?, ¡La crisis se viene muy severa, nos va a ir muy mal!

Cuando dejamos de escuchar la voz de Dios que nos trae esperanza terminamos escuchando nuestros problemas terminamos escuchando a nuestros problemas y en lugar de venir Fe viene lo contrario que es miedo.

Veamos un ejemplo más, sobre la importancia que tiene escuchar al Señor en la siguiente escritura.

Lucas 10:38-42 Nueva Traducción Viviente (NTV)
Jesús visita a Marta y a María

38 Durante el viaje a Jerusalén, Jesús y sus discípulos llegaron a cierta aldea donde una mujer llamada Marta los recibió en su casa. 39 Su hermana María se sentó a los pies del Señor a escuchar sus enseñanzas, 40 pero Marta estaba distraída con los preparativos para la gran cena. Entonces se acercó a Jesús y le dijo:—Maestro, ¿no te parece injusto que mi hermana esté aquí sentada mientras yo hago todo el trabajo? Dile que venga a ayudarme.
41 El Señor le dijo: —Mi apreciada Marta, ¡estás preocupada y tan inquieta con todos los detalles! 42 Hay una sola cosa por la que vale la pena preocuparse. María la ha descubierto, y nadie se la quitará.

Esta escritura dice que María se sento a escuchar las enseñanzas del Señor, las cuales traerían Fe y transformación a su vida, en cambio Marta no lo hizo porque estaba preocupada e inquieta. Es importante detenernos un poco del ritmo frenético que tiene nuestra vida para escuchar a Jesús eso nos levantará en Fe para tomar la victoria sobre los retos y obstáculos que enfrentamos.

Goliat es una figura de los retos y los obstáculos que enfrentamos a lo largo de nuestra vida, algunos nos parecen invencibles, pero para Dios no hay imposible.

El Señor quiere que le conozcamos a través de su palabra, para de esta manera poder tener fe y que en nosotros nazca una actitud que nos permita no darnos por vencidos delante de los problemas y seguir adelante para ver la Gloria de Dios.

Vamos a conocer un poco sobre David.

1 Sam 16:6-7/11-13 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
6 Y aconteció que cuando ellos vinieron, él vio a Eliab, y dijo: De cierto delante de Jehová está su ungido.
7 Y Jehová respondió a Samuel: No mires a su parecer, ni a lo grande de su estatura, porque yo lo desecho; porque Jehová no mira lo que mira el hombre; pues el hombre mira lo que está delante de sus ojos, pero Jehová mira el corazón.

11 Entonces dijo Samuel a Isaí: ¿Son éstos todos tus hijos? Y él respondió: Queda aún el menor, que apacienta las ovejas. Y dijo Samuel a Isaí: Envía por él, porque no nos sentaremos a la mesa hasta que él venga aquí.
12 Envió, pues, por él, y le hizo entrar; y era rubio, hermoso de ojos, y de buen parecer. Entonces Jehová dijo: Levántate y úngelo, porque éste es.
13 Y Samuel tomó el cuerno del aceite, y lo ungió en medio de sus hermanos; y desde aquel día en adelante el Espíritu de Jehová vino sobre David. Se levantó luego Samuel, y se volvió a Ramá.

David fue ungido, fue elegido Rey por su corazón. Pero el era el menor de la familia, era despreciado, fue enviado a hacer un trabajo que tal vez nadie quería hacer.

Eso es lo que el diablo hace muchas veces busca que abracemos el desprecio para caer en amargura. Para evitar que cumplamos con el propósito que Dios tiene para nosotros. Pero David fue visto allá donde nadie lo veía, Dios vio su corazón, Dios vio su actitud.

Tal vez tu te sientas identificado, porque has dicho para que me esfuerzo si nadie me ve, para que sigo haciendo lo bueno, para que sigo dando más, si nadie se da cuenta de lo que hago.

Te voy a decir algo Dios siempre te ve, que Él vea siempre algo bueno en tu actitud.

Dios honró a David porque David lo honró con su actitud, aun cuando lo que hacía muchos lo podrían haber considerado despreciable pero el siempre mostró una buena actitud y eso fue lo que Dios vio.

Es como cuando a alguien le toca servir en los baños no muchos quieren servir ahí, pero una vez el Pastor Marco Barrientos nos contó en un que un compañero suyo de la escuela bíblica un Africano, empezó sirviendo en los baños, y los tenía muy limpiecitos, siempre, años más tarde dice Marco que perdió el contacto con él que lo último que supo es que ahora era el Vicepresidente de su Nación en África.

No es el lugar donde te toque servir, es la actitud con la que lo haces lo que te va hacer que el Señor te lleve a lugares de Honra.

¿Cómo era David?

1 Sam 16:18 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
18 Entonces uno de los criados respondió diciendo: He aquí yo he visto a un hijo de Isaí de Belén, que sabe tocar, y es valiente y vigoroso y hombre de guerra, prudente en sus palabras, y hermoso, y Jehová está con él.

Me llama la atención que dice hombre de guerra, cuando solo era un pastor. Esto es lo que Dios veía en él.

Volvamos ahora con Goliat, la Biblia dice que estuvo atormentando 40 días durante la mañana y por la tarde a los ejércitos de Israel.

David fue enviado con provisiones al campamento del ejercito y fue ahí donde escucho a Goliat.

1 Samuel 17:20-26 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
20 Se levantó, pues, David de mañana, y dejando las ovejas al cuidado de un guarda, se fue con su carga como Isaí le había mandado; y llegó al campamento cuando el ejército salía en orden de batalla, y daba el grito de combate.
21 Y se pusieron en orden de batalla Israel y los filisteos, ejército frente a ejército.
22 Entonces David dejó su carga en mano del que guardaba el bagaje, y corrió al ejército; y cuando llegó, preguntó por sus hermanos, si estaban bien.
23 Mientras él hablaba con ellos, he aquí que aquel paladín que se ponía en medio de los dos campamentos, que se llamaba Goliat, el filisteo de Gat, salió de entre las filas de los filisteos y habló las mismas palabras, y las oyó David.
24 Y todos los varones de Israel que veían aquel hombre huían de su presencia, y tenían gran temor.
25 Y cada uno de los de Israel decía: ¿No habéis visto aquel hombre que ha salido? El se adelanta para provocar a Israel. Al que le venciere, el rey le enriquecerá con grandes riquezas, y le dará su hija, y eximirá de tributos a la casa de su padre en Israel.
26 Entonces habló David a los que estaban junto a él, diciendo: ¿Qué harán al hombre que venciere a este filisteo, y quitare el oprobio de Israel? Porque ¿quién es este filisteo incircunciso, para que provoque a los escuadrones del Dios viviente?

El versículo 23 dice que David escuchó las mismas palabras que escucho el ejercito de Israel, pero su reacción fue diferente, ¿por qué?

La diferencia estaba en su corazón.

Tenía una actitud diferente. No fue una reacción de miedo, fue una reacción de celo.

Muchas vece se levantan obstáculos y dificultades  que tienen como propósito obstaculizar lo que Dios quiere hacer en nuestras vidas, y muchas veces nosotros las aceptamos, las dejamos estorbarnos porque creemos que nos lo merecemos o que no hemos hecho las cosas bien para Dios. Pero alguien que conoce la voluntad de Dios se va a levantar contra la enfermedad, contra la pobreza, contra el desánimo, contra la duda, contra el miedo, todo eso representa Goliat un obstáculo en el propósito que Dios tiene para nosotros.

Por eso David sintió celo porque él conocía a Dios y conocía su voluntad.

1 Samuel 17:32-40 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
32 Y dijo David a Saúl: No desmaye el corazón de ninguno a causa de él; tu siervo irá y peleará contra este filisteo.
33 Dijo Saúl a David: No podrás tú ir contra aquel filisteo, para pelear con él; porque tú eres muchacho, y él un hombre de guerra desde su juventud.
34 David respondió a Saúl: Tu siervo era pastor de las ovejas de su padre; y cuando venía un león, o un oso, y tomaba algún cordero de la manada,
35 salía yo tras él, y lo hería, y lo libraba de su boca; y si se levantaba contra mí, yo le echaba mano de la quijada, y lo hería y lo mataba.
36 Fuese león, fuese oso, tu siervo lo mataba; y este filisteo incircunciso será como uno de ellos, porque ha provocado al ejército del Dios viviente.
37 Añadió David: Jehová, que me ha librado de las garras del león y de las garras del oso, él también me librará de la mano de este filisteo. Y dijo Saúl a David: Ve, y Jehová esté contigo.38 Y Saúl vistió a David con sus ropas, y puso sobre su cabeza un casco de bronce, y le armó de coraza.39 Y ciñó David su espada sobre sus vestidos, y probó a andar, porque nunca había hecho la prueba. Y dijo David a Saúl: Yo no puedo andar con esto, porque nunca lo practiqué. Y David echó de sí aquellas cosas.40 Y tomó su cayado en su mano, y escogió cinco piedras lisas del arroyo, y las puso en el saco pastoril, en el zurrón que traía, y tomó su honda en su mano, y se fue hacia el filisteo.

David era un muchacho prudente, en lo que hagamos hay que se constantes, sino nos comprometemos a hacer constantes en algo es mejor que no lo hagamos.

1 Samuel 17:42-52  Reina-Valera 1960 (RVR1960)

42 Y cuando el filisteo miró y vio a David, le tuvo en poco; porque era muchacho, y rubio, y de hermoso parecer.
43 Y dijo el filisteo a David: ¿Soy yo perro, para que vengas a mí con palos? Y maldijo a David por sus dioses.
44 Dijo luego el filisteo a David: Ven a mí, y daré tu carne a las aves del cielo y a las bestias del campo.
45 Entonces dijo David al filisteo: Tú vienes a mí con espada y lanza y jabalina; mas yo vengo a ti en el nombre de Jehová de los ejércitos, el Dios de los escuadrones de Israel, a quien tú has provocado.
46 Jehová te entregará hoy en mi mano, y yo te venceré, y te cortaré la cabeza, y daré hoy los cuerpos de los filisteos a las aves del cielo y a las bestias de la tierra; y toda la tierra sabrá que hay Dios en Israel.
47 Y sabrá toda esta congregación que Jehová no salva con espada y con lanza; porque de Jehová es la batalla, y él os entregará en nuestras manos.
48 Y aconteció que cuando el filisteo se levantó y echó a andar para ir al encuentro de David, David se dio prisa, y corrió a la línea de batalla contra el filisteo.
49 Y metiendo David su mano en la bolsa, tomó de allí una piedra, y la tiró con la honda, e hirió al filisteo en la frente; y la piedra quedó clavada en la frente, y cayó sobre su rostro en tierra.
50 Así venció David al filisteo con honda y piedra; e hirió al filisteo y lo mató, sin tener David espada en su mano.
51 Entonces corrió David y se puso sobre el filisteo; y tomando la espada de él y sacándola de su vaina, lo acabó de matar, y le cortó con ella la cabeza. Y cuando los filisteos vieron a su paladín muerto, huyeron.
52 Levantándose luego los de Israel y los de Judá, gritaron, y siguieron a los filisteos hasta llegar al valle, y hasta las puertas de Ecrón. Y cayeron los heridos de los filisteos por el camino de Saaraim hasta Gat y Ecrón.

Los versículos del 45 al 47 nos muestran la convicción que había en David de que el Señor le daría la victoria, eso habla de la Fe que había en su corazón. David sabía que no era por sus fuerzas que ganaría, sino que era porque el Señor estaba con él. La piedra representa firmeza y fuerza.

Este es el tiempo de derrotar gigantes , porque es mayor el que esta con nosotros que el que esta en el mundo. Es necesario pedirle al Señor que nos abrá los ojos para que podamos ver que Él esta con nosotros.

2 Reyes 6:15-17 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
15 Y se levantó de mañana y salió el que servía al varón de Dios, y he aquí el ejército que tenía sitiada la ciudad, con gente de a caballo y carros. Entonces su criado le dijo: !!Ah, señor mío! ¿qué haremos?
16 El le dijo: No tengas miedo, porque más son los que están con nosotros que los que están con ellos.
17 Y oró Eliseo, y dijo: Te ruego, oh Jehová, que abras sus ojos para que vea. Entonces Jehová abrió los ojos del criado, y miró; y he aquí que el monte estaba lleno de gente de a caballo, y de carros de fuego alrededor de Eliseo.

Muchas veces creemos que cuentan más los números, los músculos, o lo que nuestros ojos ven pero somos más cuando estamos con Dios, aunque sea uno solo, si le cree a Dios es más que muchos hombres juntos.

1 Cronicas 20:4-8 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
Batallas contra gigantes filisteos
4 Después de esto se desató la guerra contra los filisteos de Gezer. Mientras peleaban, Sibecai de Husa mató a Saf, un descendiente de los gigantes,y así fueron sometidos los filisteos.
5 Durante otra batalla contra los filisteos, Elhanán, hijo de Jair, mató a Lahmi, el hermano de Goliat de Gat. ¡El asta de la lanza de Lahmi era tan gruesa como un rodillo de telar!
6 En otra batalla contra los filisteos en Gat, se enfrentaron con un hombre enorme que tenía seis dedos en cada mano y seis en cada pie, veinticuatro dedos en total, que era también descendiente de los gigantes.7 Pero cuando desafió a los israelitas y se mofó de ellos, lo mató Jonatán, hijo de Simea, hermano de David.
8 Estos filisteos eran descendientes de los gigantes de Gat, pero David y sus guerreros los mataron.

La fe de una persona como David, fue capaz de inspirar a una generación para vencer a los gigantes, tenemos que ver los obstáculos como una oportunidad para ver la Gloria de Dios. Porque lo que es seguro es que el siempre nos dará la victoria, si nuestra confianza esta puesta en Dios.

Be the first to comment on "El día en que David vencio a Goliat."

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*